8 Ejercicios de Mindfulness para Niños

Por |2018-12-12T08:14:50+00:009/1/2018|Mindfulness|
  • 246
    Shares

Sabemos que el mindfulness nos hace bien.

El mindfulness nos permite estar presentes como padres, eligiendo la respuesta más adecuada en lugar de sucumbir a nuestras reacciones viscerales.

El mindfulness también es bueno para nuestros hijos. Hay un creciente número de investigaciones que indica que el mindfulness puede ayudar a los niños a mejorar la atención, a calmarse cuando están enfadados, así como a tomar mejores decisiones.

En resumen, les ayuda en su regulación emocional y en su desarrollo cognitivo. Por este motivo cada vez más padres y maestros se informan sobre ejercicios de mindfulness para niños.

Mindfulness para niños

Este artículo está dedicado a padres y educadores de niños a partir de los 4 o 5 años. En fin, ¿es necesario que te pregunte si quieres esto para tus hijos?

Mindfulness para niños

Entonces, ¿por dónde debemos empezar? ¿Cómo podemos enseñar estas habilidades tan importantes a nuestros hijos?

Empecemos por el principio…

Establece tu propia práctica. Probablemente te será difícil enseñar danza a tus pequeños si nunca antes has bailado. Para enseñar mindfulness a tus hijos de forma auténtica, tienes que practicarlo tú también. Puedes empezar poco a poco con una práctica de meditación de sólo cinco o 10 minutos al día.

Por si tienes dudas, en este artículo explico los beneficios científicos de la meditación. No dejes que este paso te intimide – ¡lo más probable es que ya tengas algunos hábitos de mindfulness!

Hazlo simple. Mindfulness es una palabra compleja para los niños. En pocas palabras, mindfulness es atención plena. También es conciencia o estar presente. Significa darnos cuenta de nuestros pensamientos, sentimientos, sensaciones corporales, y cualquier cosa que nos esté pasando justo ahora.

Mide tus expectativas. ¿Esperas que el mindfulness elimine las rabietas? ¿calmar a tu hijo activo? ¿para estar más tranquilos en casa? Si es así, lo más seguro es que acabes decepcionada. Mientras que sentirse calmado o estar tranquilo son efectos colaterales del mindfulness, no son su último objetivo.

beneficios mindfulness para niños

Beneficios de aplicar el mindfulness en los niños

El objetivo de enseñar mindfulness a nuestros hijos es dotarles de habilidades para desarrollar su consciencia sobre sus experiencias interiores y exteriores, reconocer sus pensamientos como “sólo pensamientos”, entender como las emociones se manifiestan en sus cuerpos, reconocer cuando su atención se distrae, y proveer herramientas para impulsar un mejor control.

El mindfulness no es la panacea, y no va a eliminar por completo lo que, francamente, es el comportamiento normal de un niño, como berrinches y gritos y lloriqueos y discusiones…

No lo fuerces. Si tus hijos no están interesados en tu lección o actividad, déjalo estar. ¡Este será un buen momento para que practiques el desapego a los objetivos!

Ahora que ya tenemos los preliminares bajo control, aquí dejo algunos consejos sobre cómo puedes empezar a introducir el mindfulness a tus hijos:

8 Ejercicios de mindfulness para niños fáciles y efectivos

1. Escucha la campana. En este ejercicio trataremos de escuchar el sonido de un instrumento hasta que deje de sonar. Para esta actividad debemos utilizar instrumentos con una gran vibración como un cuenco tibetano, un armonizador o una campana.

cuenco tibetano

Si no tienes a mano ninguno, puedes usar un vídeo de internet o descargarte una aplicación para el móvil. Recomiendo la app gratuita Insight Timer, disponible para iPhone y Android. El sonido normalmente dura entre 30 segundos y un minuto.

insight timer app

2. Mírame a los ojos. Este juego es precioso. Además de desarrollar la atención es una herramienta maravillosa para despertar la empatía y crear vínculos afectivos con los hermanos, padres o amigos.  Nos sentamos por parejas uno frente al otro. Durante un tiempo tenemos que mirarnos a los ojos sin perder el contacto. ¡Ese será nuestro foco de atención!

te veo niños

te veo niñas

 

3. Quietos como una rana. Este es un ejercicio que cada vez se utiliza más. Se trata de que los niños mediten imaginando que son ranas y adopten su postura. De esta forma concentrarán su atención en respirar y en cómo aumenta y disminuye su tripa.

Todo ese rato se conseguirá que estén atentos y centrados en su respiración. Aline Snel ha publicado un libro titulado “Tranquilos y atentos como una rana“, en el que enseña a calmar y tranquilizar a los niños. Este es uno de los ejercicios de mindfulness para niños más populares.

Tranquilos y atentos como una rana

4. Haz mindfulness caminando. Este ejercicio puede ser de los más reveladores. Aprovecha uno de los paseos habituales para alentar a tu hijo observar todos los sonidos que pueda durante 60 segundos. Si vives en la ciudad, percibirá mucho mejor el rugir de fondo de las personas y los coches, la música de las tiendas e incluso sus propios pasos. ¡Verás cómo descubre un montón de cosas nuevas!

mindfulness caminando

5. Práctica con un amigo que respira. Para los pequeños de la casa, la instrucción de simplemente “parar atención a la respiración” puede ser difícil de comprender. Este ejercicio fue inventado por Daniel Goleman, quien validó científicamente sus beneficios.

Consiste en que el niño elija un peluche o muñeco, y lo ponga sobre su barriga estando tumbado. Entonces debe focalizar su atención en el subir y bajar del animal en el entrar y salir del aire. En este vídeo de dos minutos (en inglés), Daniel Goleman explica cómo funciona.

Amigo que respira

En este artículo puedes ver 7 ejercicios de respiración para adultos estupendos para una profunda relajación.

6. Establece una práctica de gratitud. Creo que dar las gracias es un componente esencial del mindfulness. Enseña a nuestros hijos a apreciar la abundancia inmaterial que hay en sus vidas. De este modo, tal vez le resten importancia a los juguetes o a las chuches que tanto desean.

7. Haz un frasco de la calma. El frasco de la calma es una de las técnicas educativas más conocidas del método Montessori. Básicamente, el frasco de la calma es un bote relleno de purpurina y agua que está diseñado para ayudar a los pequeños a reducir los estados de ansiedad o enojo. Es muy fácil de implementar y ofrece grandes resultados a corto plazo. En este artículo puedes ver cómo hacer el frasco de la calma paso a paso.

Frasco de la calma mindfulness

8. Practica mindfulness comiendo. El ejercicio de comer una uva pasa o una pieza de chocolate es un clásico en la educación del mindfulness. También es una actividad perfecta para niños. Aquí puedes encontrar más información sobre cómo realizar el ejercicio de la uva pasa.

Uva pasa mindfulness

Por encima de todo, recuerda que lo más importante es divertiros y hacerlo simple. Puedes probar qué ejercicios les van mejor a tus hijos – algunas funcionarán y otros no. En todo caso,  ¡experimentar es divertido!

Puedes descargarte la presentación en Power Point donde encontrarás los 8 ejercicios de mindfulness para niños. Si trabajas en una escuela, ¡la puedes utilizar en el aula o en formación para el profesorado!

Y aquí te dejo el link al vídeo de 8 Ejercicios de Mindfulness para niños en YouTube.

video ejercicios mindfulness para niños en YouTube

Me encantaría conocer tu experiencia y opinión, no dudes en escribir en los comentarios de aquí abajo: Comparte con nosotros tus experiencias en casa o en el aula. ¿Ves útil aplicar mindfulness en niños? ¿Conoces algunos ejercicios de meditación para niños que quieras compartir?

Por favor, ayuda a más padres, familiares y educares a conocer estos ejercicios. Extendamos la práctica del mindfulness con los más pequeños ¡comparte!

Referencias:

8 ways to teach mindfulness to kids


  • 246
    Shares

Sobre el autor:

Fundador de Elefante Zen y entusiasta de meditación y mindfulness.

8 Comments

  1. Mery 11/01/2018 en 00:02 - Responder

    Me ha encantado!

    • Joan Cornet 11/01/2018 en 08:52 - Responder

      Me alegro que lo encuentres útil Mery! Un saludo

  2. Marcela 11/01/2018 en 14:21 - Responder

    Me parece super interesante!!!! Tanto para niños..como para adultos…saludos..marcela

    • Joan Cornet 11/01/2018 en 22:30 - Responder

      Buen punto Marcela, efectivamente también es una práctica estupenda para los mayores. Un saludo!

  3. Vicky 10/06/2018 en 18:34 - Responder

    Acabo de leer esta info y lo aplicaré, gracias por colgar en las redes este tema!

    • Joan Cornet 10/06/2018 en 21:41 - Responder

      Hola Vicky, gracias por tu comentario. Con placer, me alegro que te haya sido de utilidad! Un abrazo

  4. carles 13/09/2018 en 09:28 - Responder

    Enhorabona i gràcies per les teves aportacions Joan!!

    • Joan Cornet 14/09/2018 en 15:36 - Responder

      Gràcies Carles, me n’alegro que sigui d’utilitat!

Deje su comentario